Cómo hemos cambiado - Residencia Monteprincipe
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

La vida universitaria es la etapa que sin duda marca a las personas; significa cambios y una experiencia importante de crecimiento, no solo emocional sino académico, y repercute en el comportamiento, en las reacciones y en las decisiones que debas tomar, no solo durante la carrera, sino más adelante, cuando seas un profesional.

Hay que sacar el máximo provecho a la experiencia de estudiar en la Universidad, pues una vez culmines esta fase de tu vida, vendrá la vida real a exigir de tu crecimiento, tu madurez y todo lo que aprendiste en la carrera.

Es difícil reconocerlo, pero la visión que tiene una persona que ha estudiado en la universidad, sobre muchos aspectos de la vida, difiere bastante de las personas que no pudieron o no quisieron hacer una carrera universitaria.

Importancia de la universidad en la vida de un individuo

La universidad es el espacio en el que se discuten temas trascendentales para un país; abre la visión del mundo, abre la mente a lo que está alrededor, cambia la forma de pensar de las personas sobre aspectos que van más allá de la academia, y genera una constante discusión sobre temas de ciencia, tecnología, arte, deporte y un largo etcétera.

Una universidad también es el lugar donde te relacionas y asocias con gente que comparte tus mismos gustos e intereses, aprendes a relacionarte con profesores que tienen trayectoria académica y puedes formar parte de grupos que trabajen en la generación de nuevos conocimientos.

Sin duda alguna, hacer una carrera universitaria es una de las decisiones más importantes que puede tomar el ser humano en estos momentos de la historia, pues representa la obtención de herramientas para enfrentar el mundo.

La universidad genera cambios en las personas que a su vez van a enfrentar los cambios y desafíos que presenta el entorno; todo, con una mente más abierta, con un aprendizaje sólido proveniente de hombres y mujeres de experiencia y currículos envidiables y con un criterio más consistente, producto de los días y las noches dedicados a las discusiones en clases y a las largas horas que has estado metido de cabeza en los libros.

Cómo hemos cambiado

El primer año de universidad

Seguramente no te das cuenta de la forma en cómo entraron tú y tus compañeros los primeros días de clases en la universidad, ni de los cambios que experimentaron a lo largo de la carrera.

Pero, en algún momento notarás que de ser el joven inquieto, preocupado, nervioso e inseguro de los primeros meses de estudio, con el proceso de adaptación y prosecución universitaria, pasaste a ser la persona madura, responsable, serena y comprometida en la que te has convertido.

Y es que los cambios se van notando desde en la forma de vestir hasta en la forma de ver el mundo, aun sin estar conscientes de ello.

¿De qué hablan los nuevos de la universidad?

Los primeros días de clases universitarias se ven los cientos o miles de jóvenes hablando y discutiendo sobre temas que, en muchos casos, desconocen.

Muchos se dejan guiar por los comentarios y recomendaciones de algunos conocidos que están más avanzados en la carrera, lo cual a veces ayuda, otras no tanto.

Tienen ese aire de ingenuidad que los hace creer en todo lo que escuchan, y se hacen eco de los mitos que existen en torno a profesores, materias, autoridades, compañeros o lugares donde hacen vida universitaria.

Se apuntan en todas las actividades extracurriculares como deportes, arte, ciencia, ficción, entretenimiento, y quieren comerse al mundo porque suponen que, como están comenzando, tendrán tiempo de sobra para combinar clases, estudios, salidas y aficiones.

Algunos hablan de lo que harán al egresar como profesionales: que si se apuntarán en un postgrado, aprenderán otro idioma, que si viajarán por el mundo, montarán una empresa, y miles de sueños que forman parte de su mochila en la que guardan su laptop.

Todas estas cosas, sin duda, forman parte de los cambios que van experimentando los jóvenes a lo largo de la etapa universitaria.

El último año de universidad

Ya en la etapa final de la carrera, los jóvenes tienen otra visión, no solamente de la universidad, sino de la vida en general, de las relaciones, del entorno, de los principales problemas que aquejan al mundo, de la forma cómo abordar diferentes vicisitudes sociales, económicas, científicas, familiares, etc.

Los cambios que se han experimentado a lo largo de la carrera académica no solamente repercuten en el aprendizaje y en el bagaje académico que se tenga, sino en las decisiones que se deben tomar y en la manera como enfrentará la vida real que le espera a la vuelta de la esquina.

trabajos-academicos-como-se-redacta-residencia-monteprincipe

¿Qué cambios genera una carrera académica?

Esta es una pregunta complicada de responder, pues si bien es cierto que al concluir una carrera universitaria se tienen las herramientas precisas sobre un tema en particular, también es cierto que el miedo y la inseguridad suelen formar parte del joven que está a punto de egresar.

Se vienen nuevos cambios, nuevos desafíos y la certeza de que todo será tu responsabilidad, desde la elección de tu pareja hasta lo que quieras hacer en lo adelante; seguir estudiando, emprender un negocio, buscar un empleo, aprender un nuevo idioma, o seguir los sueños que tenías hace varios años atrás cuando comenzaste a estudiar.

Recuerda que la mayoría de las aptitudes, capacidades y conocimientos te los proporciona la universidad, pero son tu actitud, tu disposición, tu madurez, sensatez, criterio, emoción y empeño los que determinarán realmente el éxito de tu desempeño como profesional.

No basta con ir a la universidad y cumplir la meta de graduarse, consumando así un sueño personal o familiar; es lo que hagas de la carrera lo que sin duda hablará de los resultados de tu paso por la academia, de la forma como aprovechaste el tiempo en clases, en actividades extracurriculares, de la socialización con grupos de interés, salidas a fiestas, de las relaciones que fomentaste y cultivaste con compañeros de clases, profesores, investigadores y hasta con el personal de la universidad.

Un factor muy importante en la vida universitaria es el hecho de darse cuenta de que las cosas que suceden no son producto de la suerte o del azar, sino de tus acciones, de tus decisiones y de la forma cómo abordes los desafíos.

COMPARTELO
Share



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *